Archivo de la etiqueta: La Mierla

Interior de la iglesia de La Mierla

140626 iginterior 1La nave, sencilla, de estilo rústico y muy reconstruido conserva la bóveda sobre el ábside, con su contorno dorado y medio encalado. El techo, con vigas de madera sigue el esquema tradicional, sostiene un tejado a dos aguas de buena factura, si bien no es original.140626 iginterior 3

En su día albergó una hermosa talla de madera de la Virgen de la Antigua, de estilo renacentista, que fue retratada por Tomás Camarillo y que se perdió durante la guerra.

140626 iginterior 2Conserva una pila bautismal sencilla de estilo rústico hecha en caliza, y algunos elementos interesantes: el sagrario y el confesionario, ambos posiblemente de finales del siglo XIX ó principios del XX.

Hoy su mayor tesoro y el de La Mierla son las lápidas del suelo (hay 13, algunas del siglo XVI), que fueron respetadas cuando se cambió el suelo en 1.995. Hablaremos de ellas en otra ocasion.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Interior de la iglesia de La Mierla

Archivado bajo Actualidad

La iglesia de La Mierla

Si bien la construcción debió comenzar en el siglo XV, poco después de la refundación del pueblo, la primera fecha que aparece es 1.570, según figura en la inscripción de una de las zapatas del atrio.140625 iglesia mierla 1

Con torre alta, hermosa pero desproporcionada frente a la iglesia de una sola nave, fue realizada con sillares y sillarejo calizos. Ubicada en la plaza de la picota, junto a la vieja olma, destaca su atrio de columnas jónicas con arquitrabes y zapatas de madera.

140625 iglesia mierla 2El arco y la portada son originales, aunque no el teñido azul de las columnas y de la concha, que pudo añadirse en la reconstrucción posterior de 1.902. La guerra civil (el frente estuvo situado en el Sorbe) y el abandono que siguió a la despoblación de los años sesenta la dejaron en un estado penoso.

Las aportaciones de los hijos de la tierra y el empeño del cura Jesús Mercado, permitieron reconstruirla de nuevo en 1.995, añadiendo la verja del porche y cambiando el suelo. Hoy La Mierla presume de iglesia, sencilla pero de bella factura. Lo más bello está en su interior.

Lar-ami

Comentarios desactivados en La iglesia de La Mierla

Archivado bajo Actualidad, Rincones de la Sierra Norte

La ermita de la Soledad de La Mierla

140617  vsoledad 1Esta ermita es una de las 182 existentes en la provincia de Guadalajara dedicadas a la Virgen de la Soledad y de características muy similares. Su diseño, construcción, estilo, uso, mantenimiento por la gente del pueblo,… no son distintos.

140617 Vsoledad 3Pero algunos detalles de la ermita de La Mierla la hacen diferente. Su ubicación entre el pueblo y el despoblado, el porche y sus poyetes, la portada de doble arcada separada por una columna jónica, el escudo sobre la columna, …

140617 Vsoledad 4Cierto que está restaurada, pero se ha respetado el diseño inicial. Su proximidad a la fuente medieval y a la almazara es otro de los alicientes que invitan a verla, aunque habitualmente está cerrada y solo se abre en las fiestas ó en ocasiones especiales, como en Semana Santa.

Lar-ami

Comentarios desactivados en La ermita de la Soledad de La Mierla

Archivado bajo Actualidad, Rincones de la Sierra Norte

Rincones del pinar de La Mierla

140528 rinconesp 1Los pinares tienen lugares únicos. Un paseo por cualquier camino nos descubre rincones y paisajes de una singular belleza.140528 rinconesp 2

Como estos del pinar de La Mierla, visibles desde el camino que va a la ermita de Peñamira.

140528 rinconesp 3Si vienes a la romería, el 30 de mayo, y lo haces a pié (animo solo hay 1 hora desde la carretera de la presa) podrás contemplarlos. Y tráete el bañador.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Rincones del pinar de La Mierla

Archivado bajo Actualidad, Rincones de la Sierra Norte

Pobres de solemnidad en el siglo XVIII

El Catastro de la Ensenada llama así a los vecinos que de forma oficial eran considerados indigentes. Pero solo se trata de una consideración administrativa, que no siempre corresponde a la ausencia absoluta de ingresos y/o propiedades.140331 pobres

A veces el número de pobres de solemnidad responde a una estrategia del Concejo para dar una sensación distinta a la realidad. No hay pobres de solemnidad en Alpedrete, Puebla de Beleña y Tamajón… Otros pueblos de La Ribera que lo explican a su manera: 

  • Beleña de Sorbe dice que “aunque hay 4 viudas y 1 soltera no hay pobres de solemnidad”.
  • En La Mierla “hay 12 pobres y 3 viudas, que carecen de medios y padecen gran necesidad, pero ninguno llega al extremo de pobre de solemnidad”140331 pobres 2

Otras veces los Concejos municipales, para dar sensación de pobreza y pagar menos impuestos, declaran un número superior de pobres, especificando “de ambos sexos”. Es imposible saber si es el caso de Valdepeñas (14), Tortuero (5) y Valdesotos  (4), aunque por censo de población resultan curiosos. Puebla de Valles declaran 3 y Muriel “una viuda pobre de solemnidad”.

 Lar-ami

Comentarios desactivados en Pobres de solemnidad en el siglo XVIII

Archivado bajo Mundo rural, Rincones de la Sierra Norte

Labradores, jornaleros y pastores en el siglo XVIII

En La Ribera la propiedad de la tierra siempre estuvo muy repartida. Casi todas las familias poseían parcelas donde cultivaba para autoconsumo, vendiendo los excedentes. El  Catastro de la Ensenada asi lo refleja.

El número de labradores (propietarios de tierra) en cada pueblo era muy superior al de jornaleros (trabajadores por cuenta ajena); en La Mierla  y Muriel no había. Cuando se requería, su función era realizada por otros labradores y/o criados que cobraban por día trabajado, aunque con distinto sueldo: en Puebla de Beleña, un labrador ganaba 5 reales/día y un criado 4.140327 labradores El sueldo de un jornalero oscilaba entre 2 (Valdesotos) y 3 reales por día trabajado (Tortuero); el número de jornadas no superaba 180. En algunos había mozos de labor (criados) contratados por todo el año; su salario estaba en torno a 1.100 reales incluido alimentos. 

Los pastores (lanar y caprino) tenían dedicación completa; en Tamajón había 7. Cobraban entre 700 reales + alimentos (Valdesotos) y 1.300 reales de Tortuero (alimentos incluidos).  Puebla de Valles distinguía entre mayorales (1.100 reales/año) y zagales que cobraban la mitad. En Puebla de Beleña había  un pastor de vacuno que recibía 48 fanegas de trigo/año; en Valdepeñas existía un albéitar (veterinario) que cobraba 5 reales/día.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Labradores, jornaleros y pastores en el siglo XVIII

Archivado bajo Mundo rural, Rincones de la Sierra Norte

Panaderías, carnicerías y tiendas en el Catastro de la Ensenada

Aunque lo habitual en La Ribera era que cada familia se hiciera su pan, en horno propio y/o alquilado, había panaderías en Beleña y La Mierla, propiedad del municipio y que no rentaban nada.Algo parecido pasaba con las carnicerías (solo había en Puebla de Valles, Tamajón y Valdepeñas). Eran del pueblo y no proporcionaban renta alguna; el arrendatario apenas sacaba un salario mísero (2 reales/dia).140317 tiendas

Aunque  también había mercería y abacería (tienda de ultramarinos)en Puebla de Valles y en Valdepeñas,  no debían ser muy rentables (entre 50 y 300 reales)  ya que en ambos casos el tendero atendía otros negocios (taberna y carnicería en Puebla, el mesón en Valdepeñas).

En general el volumen de negocio de las tiendas debía ser escaso ya que era habitual que no pagasen renta (solo se abonaban 300 reales/año en Valdepeñas) y que compartieran local (La Mierla).La tienda de azúcar y pescado de Tamajón  compartía local con la taberna; entre ambas rentaban  1.800 reales.

 Lar-ami

Comentarios desactivados en Panaderías, carnicerías y tiendas en el Catastro de la Ensenada

Archivado bajo Mundo rural, Rincones de la Sierra Norte

Curas, clérigos y sacristanes en siglo XVIII

El cuidado de las almas en La Ribera dependía del párroco del lugar, si bien Beleña confiesa que no tiene cura… por ahora. Algunos atendían además pueblos vecinos: desde La Mierla se llevaban Muriel y Sacedoncillo; desde Puebla de Valles, Valdesotos. El Catastro de la Ensenada refleja sus nombres, precedidos del Don.

Su sueldo era abonado por la iglesia, que recaudaba a través de  impuestos específicos, los eclesiáticos. En algunos casos el ayuntamiento pagaba al cura por año (en Muriel, 15 reales y 17 maravedíes) o por servicio (Alpedrete  daba 4 fanegas de trigo y 4 de centeno por tocar la campana por niebla y pedrisco).

El número de habitantes justificaba que en Tamajón hubiera 2 sacerdotes 140304 sacristany en Valdepeñas 2  más un clérigo menor;  pero no hay razón aparente para que hubiera 3 en Puebla de Valles. En Valdesotos había sacerdote y clérigo menor (eran  hermanos) y en Tortuero solo un clérigo menor.

Se menciona el convento franciscano de Tamajón, con 12 sacerdotes, 3 legos y 1 donado. Asimismo se indica que hay una casa de los Bernardos de Montesión  con un  religioso que administra la hacienda de Bonaval en el lugar.

El sacristán era una figura imprescindible en los pueblos. Su sueldo oscilaba entre los 365 reales que cobraba en Tortuero (a tiempo parcial) hasta los 1.500 en Puebla de Valles (dedicación completa). En Tamajón ejercía además como maestro de primeras letras y de escuela, cobrando de los padres de los niños  mil reales año.

Lar-ami

2 comentarios

Archivado bajo Mundo rural, Rincones de la Sierra Norte

La sanidad en el siglo XVIII

Gracias al Catastro del Marqués de la Ensenada sabemos como era la sanidad en el siglo XVIII en los pueblos  de La Ribera.  Una comarca que superaba los 2.500 habitantes, dispersos en 13 núcleos, de los que solo Valdepeñas y Tamajon superaban los quinientos.

La asistencia básica la prestaba el cirujano (en La Mierla se le denominaba barbero sangrador) y solía haber  en cada aldea (Puebla de Beleña). En otros se desplazaba desde el pueblo vecino: SacedoncilloMuriel se atendían desde Tamajón.  Sus ingresos eran escasos: Simón Gómez  recibía 650 reales de Puebla de Valles y 400 más de Valdesotos. El cirujano de Valdepeñas ingresaba 1.800 reales y su mancebo 180; quizás porque también atendían Alpedrete.  140227 sanidad siglo XVIII

Solo había médico en Tamajón,  que atendía a pueblos en un radio de 20 kms (hasta Majaelrayo y Valverde de los Arroyos). Cuidaba de los monjes del Monasterio de Bonaval por 300 reales/año y, en una especie de iguala,  de algunos vecinos de Puebla de Valles. Sus ingresos superaban los 3.200 reales.

Hospital habia en Tamajón, con 2 camas y una renta de 77 reales, y en Valdepeñas, que atendía a los pobres de paso y tenía 40 reales de renta. Los boticarios de Valdepeñas y Tamajón atendían los pueblos vecinos; su nivel de ingresos oscilaba entre los 2.500 y 3.000 reales.

 Lar-ami

2 comentarios

Archivado bajo Mundo rural, Rincones de la Sierra Norte

Iglesias en la niebla

La proximidad (4 kms las separan), no ha conseguido que estos templos de La Ribera se parezcan entre sí.

140204 Iglesias niebla 1La iglesia de Beleña, de origen románico, conserva una portada maravillosa; renacentista la de La Mierla que presume de torre.140204 iglesias niebla 2Razones históricas justifican estas diferencias. Pero no me resisto a compartir estas imágenes con vosotros.

Lar-ami

2 comentarios

Archivado bajo Actualidad, Rincones de la Sierra Norte