Sobre Beleña de Sorbe…

… se escribe con cierta regularidad, como hace unos dias, … sobre todo cada vez que el Gobierno de turno autoriza un nuevo trasvase hacia la región de Murcia desde los pantanos exhaustos de la cabecera del Tajo. Siempre con el mismo argumento, la necesidad de aprovechar las aguas de la cuenca del Sorbe.

Luego, a principios de febrero se cita, de pasada, la botarga de Beleña… y poco más. De sus leyendas, abundantes y curiosas, se comentan a veces en algún cuenta-cuento.

32Pero hay 4 elementos que definen esta preciosa villa: la iglesia románica con su mensario, los restos de alcazaba y su castillo, el puente árabe con su camino medieval tallado en la roca y el pantano. De todos ellos, incluidas leyendas y botarga, hemos hablado en este blog largo y tendido.

41Por eso hoy solo muestro estas imágenes que hablan por sí solas.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Sobre Beleña de Sorbe…

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares

Minas de plata de La Bodera: esplendor y abandono

En 1884 se creó la Sociedad “El Faro” que abrió la mina “San José” aprovechando en parte los trabajos de la época anterior. Los filones abiertos son ricos en fluorita y plomizos, con una muy aceptable riqueza en plata. En los años posteriores continúan los trabajos, abriendo dos minas más, San Joaquín y María. La producción sube hasta los 500 quintales métricos de galena argentífera en los años 89 y 90, alcanzando los 1.201 en el año 1.891, solo superada en ese año por la mina Santa Catalina. Las irregularidades de los filones, los problemas administrativos, la cantidad de concesiones y su dispersión provocaron (al igual que en Hiendelaencina) un nuevo periodo de decadencia en 1.892; esta vez solo duró 5 años.

“El Faro” reanudó los trabajos en 1.897; un año después produjo 20 toneladas de plomo argentífero y 12 Tms en el siguiente, con tres minas más abiertas, San Enrique, San José y San Benito.  La Sociedad entra en crisis y desparece en 1.901, abandonando su explotación. Otro periodo de abandono, de 6 años esta vez.

170308-la-bodera-2

Cortesia de los autores y la revista De Re-Metallica

En 1.908 se abre la Mercedes y se desescombran minas antiguas, produciendo 5 Tms de mineral y dando trabajo a 52 obreros, de los cuales 26 eran mineros. El año siguiente es excelente y se abren grandes expectativas por la riqueza del mineral; la belleza de los cristales de galena y fluorita contribuye a esta expectación.

En 1910 se crea la Sociedad “La Bodera” con el fin de invertir en la mejora y modernización de la explotación. Se ampliaron  las minas San José, Mercedes y Carolina, instalando un transporte por cable hasta la estación de tratamiento, casas de mineros, carpintería, herrería así como una central eléctrica. Sin embargo, con todas las instalaciones en funcionamiento, la producción de 1.914 fue de 10 Tms de mineral, con un 63% de plomo y un 0,36% de plata, superando con creces los gastos a los ingresos, por lo que se paralizaron los trabajos.

Los años 1.915 y 16 las minas siguieron en mantenimiento y sin producción; continuaron así y/o con muy escasa producción hasta su cierre definitivo en 1.925, coincidiendo una vez más con Hiendelaencina y por las mismas razones: escasa riqueza del mineral de plata, baja competitividad con otros productores de plata, el bajo precio de los minerales de plomo y cinc,…

Lar-ami

Comentarios desactivados en Minas de plata de La Bodera: esplendor y abandono

Archivado bajo Costumbres, Paisajes y lugares

El Patas, un serrano singular

Hace unos días se nos fue para siempre Juanito “El Patas”, un personaje entrañable de Puebla de Valles, que siempre tenía a mano, además del puro, una frase amable, una broma o un comentario jocoso (la mayoría de las veces sobre sí mismo) que siempre conseguía la sonrisa”, como se recogía en la Galería de personajes del libro de su pueblo.

Sus 95 años están llenos de frases lapidarias (“no quiero más vino, que luego lo sueño todo al revés”) y anécdotas jocosas, comenzando por su apodo, El Patas.  De niño se criaba tan delgado que solo tenía patas; dormía dentro de una tinaja rellena de paja (“en mi casa hambre no se pasaba, pero necesidad, mucha”).

170306-patasEl moje de pan duro en el aceite del candil de la taberna del tío Canas, (aprovechando un descuido y para saciar el hambre) es legendario. Las anécdotas de la época de construcción del canal del Jarama, su relación con el encargado y de su infancia (como las uvas de la casa del cura, que este nunca probaba), entre otras muchas, definen al personaje.

Siempre se mantuvo soltero y cuando las fuerzas le abandonaron, diciembre de 2.013, se marchó a la Residencia de Tamajón, donde se ganó el cariño de todos. Su figura se mantendrá por siempre en nuestro recuerdofigura recortada, la boina calada (gorra en verano), sus andares, un perro lanudo a su lado, el puro en la boca y un inconfundible sentido del humor.

 Descansa en paz, viejo amigo. Te echamos de menos.

Lar-ami

Comentarios desactivados en El Patas, un serrano singular

Archivado bajo Actualidad, Mundo rural

Real Casa de Santuy

Así es como aparece el Monasterio de Santuy en los archivos históricos (no Real sitio). Desconocemos la fecha en que consiguió este título y que privilegios le otorgaban. La primera mención (hallada por este bloguero) data de 1.602, según el pleito que sostuvo el guarda mayor de los montes de la Real Casa de Santuy contra dos vecinos de la Hiruela “¡por pescar en un río de dicha casa!”

Según la reforma de 1666, ordenada por Felipe IV, en Santuy tenía de haber 2 canónigos, con una renta anual de 70.000 maravedíes + 24 fanegas de trigo. Además:

  • Se dedicarán 400 reales al año para la sacristía y el sacristán, y no se le quitara la dézima
  • Los 2 Capellanes preferentes digan misa diaria, y se pida por el fundador y sus difuntos. Si no hay para dos, que haya uno y el sacristán.
  • Que se arrendasen montes y dehesas, pasando las rentas al colegio San Ildefonso y los gastos al mayordomo.
170303-alcala-1

Fachada del Colegio de San Ildefonso, realizada en piedra de Tamajón. De ahi su excepcional belleza.

Diversos documentos hacen referencia a la Real Casa de Santuy, al menos hasta 1.772, según recogen las actas del pleito criminal que entabló la Universidad de Alcalá contra un vecino de Bocígano por la quema e incendio del Monte de la Real Casa de Santuy.

En esos años (1.762-72) se está preparando una reforma a fondo de las Universidades y el Colegio de San Idelfonso se preparó haciendo un inventario exhaustivo de bulas, breves, privilegios y otros documentos, entre ellos los referentes a la Real Casa de Santuy.  A resultas de la Reforma, en 1.780 los terrenos son vendidos a particulares, que según dicen, instalaron una fábrica de vidrio. Pero eso requiere comprobación y quizás otra entrada en el blog.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Real Casa de Santuy

Archivado bajo Paisajes y lugares

Marzo y las fiestas en la Sierra Norte de Guadalajara

170301-fiestas-maezo-1Quizás debido a la Cuaresma, marzo nunca fue un mes demasiado festivo en la Sierra Norte. Que se recuerde como fiesta… el miércoles de ceniza, cuando se retrasaba la Semana Santa. Y ya sabemos la importancia que la religión tenía entre los serranos. Pero han surgido nuevos eventos, algunos con cierta tradición (una veintena de años):

Además de naturaleza, historia, tradición, cultura, gastronomía, actividades,…. Que hacen de la Sierra Norte un paraíso a tu alcance.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Marzo y las fiestas en la Sierra Norte de Guadalajara

Archivado bajo Actualidad, Costumbres, Fiestas

Las minas de plata de La Bodera

Poco sabemos de estas minas, y eso que hubo años (1.890-91) que generaron más de 1.200 quintales de mineral de plata. Un excelente, y poco conocido, trabajo de César Menor, Luis Jordá y Alfonso Gutiérrez, publicado en la revista De Re Metallica en diciembre de 2.005, aporta información muy valiosa sobre su historia y evolución.

Las minas están situadas a orillas del río Cañamares; el mineral argentífero principal era la blenda. Los primeros indicios son del siglo XV, si bien se hicieron prospecciones en siglos siguientes, sin éxito, quedando olvidado el asunto hasta 1.840. Tuvo una primera época de prosperidad hasta 1.855, seguido de un declive que duró 30 años, y un segundo periodo exitoso desde 1.884 a 1.916, tras el cual entró en decadencia hasta su cierre definitivo en 1.925.

Cortesía de los autores y De Re Metalica

Cortesía de los autores y De Re Metalica

Al principio había numerosas catas y minas pequeñas al suroeste del pueblo de La Bodera. Cuando comenzó el desarrollo de la minería en Hiendelaencina (1.844), aumentaron las prospecciones siguiendo la dirección de los filones. En los escarpados del río Cañamares aparecieron afloramientos de barita, lo que dio lugar a una época de intensos y anárquicos trabajos en la zona.

La mina “San Faustino” explotaba un pequeño filón de barita, con galena, blenda, pirita y “plata agria”. La mina “Santa Bárbara” explotaba galena argentífera de una riqueza estimable, “5 o 6 onzas por quintal de mineral”, siendo la más productiva. Además de estas minas y de “Tirolesa” (la menos rentable de las tres), existían abundantes pocillos y catas de exploración (calicatas), con profusión de registros y denuncias.

Con numerosos conflictos, se dispersaron inversiones y esfuerzos en las explotaciones, lo que condujo inevitablemente a su abandono. La sociedad “Veragua” controlaba en 1852 la explotación de “Tirolesa” y “San Faustino”, que entraron en dificultades por la estrechez de la boca y las crecidas del río. Se requerían grandes inversiones, que no se hicieron, y acabaron cerrando en 1.855, coincidiendo con la decadencia de Hiendelaencina.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Las minas de plata de La Bodera

Archivado bajo Mundo rural, Paisajes y lugares, Rincones de Guadalajara

De leyendas está la Sierra Norte llena

de-leyenda-1Hemos contado muchas, pero quedan bastantes más por contar, como estas. En Campillo de Ranas es famoso el roble hueco situado cerca del cruce. Cuentan que antaño las mujeres metían la cabeza de los recién nacidos en el hueco del árbol para que la fuerza de la Tierra penetrara en él y le protegiera de todo mal. Dicen que desde que se abandonó esta costumbre en los años sesenta, la oquedad se ha ido cerrando. Así me lo contó Alicia.

Pinilla y Torremocha de Jadraque, también son conocidas por Pinilla y Torremocha de las Monjas porque en ambos lugares las hubo. En Pinilla existió un monasterio (hoy en ruinas) de la orden del Cister, fundado en el siglo XIII, que luego pasó a la orden de Calatrava. Y en Torremocha hubo un convento que dependía del primero. Entre ambos pueblos hay otra relación, menos conocida, que cuenta el colectivo Musgaño (gracias):

de-leyenda-2Dicen que la abadesa de Pinilla ordenó el traslado del Cristo del convento de Torremocha a su monasterio. Asi se hizo y un torremochano, indignado por el hecho, entró de noche en el monasterio de Pinilla, cargó sobre sus espaldas el Cristo (más de 100 kgs) y lo devolvió a su lugar de origen.

Cuentan que averiguado el suceso, se reunieron religiosas y vecinos  para buscar una solución aceptada por todos. Dicen que acordaron que el Cristo permaneciera en Torremocha, pero debían compensar a los vecinos de Pinilla con un verraco. Cuentan que desde entonces a los de Torremocha se les conoce como “robacristos”  y a los de Pinilla como “verraquetes”.

¿Y aún me preguntas por qué la Sierra Norte es un paraíso?

Lar-ami

Comentarios desactivados en De leyendas está la Sierra Norte llena

Archivado bajo Costumbres, Rincones de Guadalajara