Archivo de la categoría: Rincones de Guadalajara

Atienza de los Juglares

El día 1 de mayo de 2.009 nacía esta revista de actualidad histórico-literaria, libre y gratuita, independiente de instituciones y subvenciones. Su objetivo era dar a conocer Atienza y su entorno, en base a la colaboración altruista de todos cuantos quisieran prestarse a ello”. Atienza de los juglares creció como revista on-line, aprovechando los medios que ofrece la tecnología para su mayor difusión (Mails, Redes sociales, Publicación on-line, …)

En estos tiempos difíciles para la prensa (Interviú y Tiempo acaban de anunciar su cierre), la revista alcanza el número 100 con una edición especial. Como siempre incluye trabajos de diferentes autores (cualquiera puede colaborar, solo debe enviar su artículo), entre los que se incluye mi trabajo “Breve historia del Monasterio de Bonaval”

Su fundador, director, editor, … Tomás Gismera, atencino entusiasta de su tierra, ha puesto el alma en mantenerla viva. Prolífico autor de libros sobre temas históricos y costumbristas de la Sierra Norte (la Migaña, la Peste, Hiendelaencina, …) ha hecho posible el éxito de Atienza de los Juglares. Un centenar de libros da fe.

Menos conocida es su faceta de novelista, cuentista y bloguero, en las que destaca por su prosa ágil y amena. Sea este nuestro pequeño homenaje a Tomás Gismera y Atienza de los juglares, con el firme objetivo de que ambos nos sigan deleitando con las historias de nuestra querida Sierra Norte de Guadalajara.

Lar-ami

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Costumbres, Rincones de Guadalajara

Los encantos de la Sierra Norte de Guadalajara

La información que existe de la Sierra Norte está dispersa, resulta escasa, es incompleta y poco atractiva para el turista. Sus encantos están definidos, pero son desconocidos para el visitante. Detallamos los más significativos (una buena forma de comenzar el año). Si bien son todos los que están, no están todos los que son. Sirva Ujados y sus cuevas como ejemplo:

  • Imprescindibles: lugares, monumentos, rutas, tradiciones y costumbres, fiestas, platos, bebidas, eventos, … que definen la comarca. Cada uno de ellos ofrece alicientes que justifican el viaje. ADEL Sierra Norte ha definido 50 Imprescindibles que están visibles en la App “Descubre la Sierra Norte” que puede descargarse gratis.
  • 30 propuestas esenciales para conocer la Sierra Norte de Guadalajara: entresacadas del texto de AACHE, escrito por 50 autores, entusiastas y amantes de la sierra (entre los que me encuentro). Incluye 8 propuestas de Arte románico, 13 edificios y lugares singulares, 5 parajes naturales y 4 fiestas tradicionales.
  • 42 cosas que hacer en la Sierra Norte de Guadalajara: entresacadas del libro “101 cosas que hacer en Guadalajara” de Ángel de Juan y Raúl Conde, periodistas y excelentes conocedores de la provincia. Incluye actividades de senderismo (9), turisteo (6), de pueblos y paisajes (9), de fiestas (8), reivindicativas (4) y de bebercio y comercio (6).

Si bien algunos “encantos” están repetidos, estas listas resultan imprescindibles para los que deseen conocer nuestra Sierra Norte de Guadalajara. ¡Estáis todos invitados! (Conocerla es amarla. Y si no, al tiempo.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Los encantos de la Sierra Norte de Guadalajara

Archivado bajo Actualidad, Mundo rural, Paisajes y lugares, Rincones de Guadalajara

Las cuevas de Hijes

La franja de arenisca recorre el término de Hijes de este a oeste y sobre ella se abren cuevas talladas por el hombre en la alta Edad Media. Guiados por nuestro buen amigo José María Alonso Noguerales (gracias amigo), las visitamos.

Cortesia todocultura.com

Las cuevas de Pajares (I y II) están situadas al sureste del pueblo, en la margen izquierda del arroyo del mismo nombre. Una pequeña cueva, que contiene una tumba excavada en la roca y una estructura que antaño tuvo cubierta vegetal. En la pared oriental hay un nicho a modo de alacena y/o altar. En su interior se ve una hilera de pequeñas hornacinas, posiblemente para reliquias y/o candiles. Las marcas de los trabajos de excavación son muy visibles. Se cree que pudo ser el habitáculo de un eremita.

De las cuevas de los Arroyos, además de las fotos y croquis, apenas se tiene información. Posiblemente sean de origen natural (no pudimos comprobarlo). La elevación del suelo (2 mts) hacen imposible su visita.

Cortesia todocultura.com

A unos cientos de metros, sobre una meseta de arenisca, hay extrañas figuras de forma difusa, talladas por la mano del hombre. Cabría pensar que se deben a la extracción de sillares y/o rocas, oquedades para recoger agua, …  Sería aconsejable que un experto las estudiara y presentase conclusiones.

Este conjunto rupestre sumado al de Ujados, conforman un rico patrimonio (desconocido y peculiar) de la Sierra Norte que es preciso poner en valor.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Las cuevas de Hijes

Archivado bajo Actualidad, Mundo rural, Paisajes y lugares, Rincones de Guadalajara

Ujados: cuevas de Peñagorda y la Puentecilla

Sobre el roquedal de arenisca de Ujados y a unos cientos de metros de la cueva del Tio Gorillos nos encontramos con la cueva de Peña Gorda, orientada al sur, como todas. Tiene 2 entradas que dan a una estancia de unos 6 metros cuadrados; una directamente y la otra a través de un estrecho pasillo.

Cortesia todocultura.com

En la pared posterior se abre una pequeña oquedad que bien pudiera servir de hornacina para una imagen y/o como alacena. En el interior son muy visibles las marcas de picos en los muros, así como la unión curvada de paredes y techo. Por su tamaño bien pudiera ser el habitáculo de un eremita.

La Cueva de la Puentecilla, situada a unos ochocientos metros al este de la anterior, resulta especialmente curiosa por su forma: un pasillo de 1 metro de ancho por 1,50 metros de altura, dispuesto en zigzag. Con tres tramos, al final de cada uno de ellos se ensancha hacia los extremos, como si fueran estancias.

Cortesia todocultura.com

Se desconoce el significado y las razones de tan extraña distribución (e inédita, de ahí su importancia). Ni siquiera ayuda la tradición: una vieja leyenda cuenta que se soltó un gallo dentro de la cueva y al día siguiente apareció en los aros de La Muela, la montaña que se ve al norte de ella. Como si la cueva solo fuese un pasadizo que comunica con otras estancias. A 800 mts se encuentran las tumbas del Plantío.

Cortesia JM Alonso Noguerales

Cortesia JM Alonso Noguerales

Cuatro cuevas, próximas entre si, y todas diferentes que conforman un conjunto único en la Sierra Norte. ¡Yo que tu no me lo perdería!.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Ujados: cuevas de Peñagorda y la Puentecilla

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares, Rincones de Guadalajara

Ujados: cuevas de Mingolarrio y del Tio Gorillos

En dirección al pueblo de Hijes y a unos 50 mts de la margen izquierda del arroyo Pajares está la Cueva de Mingolarrio, situada en un alto rocoso. Tiene dos entradas que en origen debió ser solo una; la erosión y el paso del tiempo han derruido la estrecha pared exterior. En su interior huellas de pico y huecos para colocar candiles.

Cortesia todocultura.com

En la misma pared, 3 metros más abajo, una tumba excavada en la roca. La puerta mide 80 x 100 cms; en la jamba hay unas guías (de arriba abajo, de unos 6 cms de ancho) para encajar una losa como cierre de la tumba. En el interior una fosa con la forma del cuerpo. Un bello ejemplo del habitat de un eremita en la Alta Edad Media.

A la cueva del Tío Gorillos se accede por una pequeña escalera, hoy de cemento pero en origen tallada en la roca. Situada en el camino de Albendiego, es la más próxima a Ujados y un bello ejemplo de eremitorio y espacio funerario de la Sierra Norte de Guadalajara. El interior está dividido en dos espacios; en el principal, de buen tamaño, hay tres sepulturas excavadas en la pared.

Cortesia todocultura.com

Desde aquí se accede por una puerta con arco de medio punto a otro pequeño espacio cuadrangular, sin nada reseñable. Pudo ser usado como capilla para reliquias, celda, oratorio o espacio funerario individualizado. El conjunto es una catacumba que responde a la religiosidad y liturgia hispano-visigoda, asociado a las élites locales. Se trata de un eremitorio singular, por los enterramientos laterales, de los que apenas existen en en el país. De ahí su importancia.

Cortesia JM Alonso Noguerales

El proceso de “repoblación posterior a la Reconquista” conllevó una reorganización litúrgica y de población del territorio para incorporarlo al reino de Castilla. Es probable que los monjes que habitaban estas cuevas dispersas fueran organizados en torno al monasterio agustino de Albendiego, en un proceso similar al sufrido en San Millán de la Cogolla.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Ujados: cuevas de Mingolarrio y del Tio Gorillos

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares, Rincones de Guadalajara

Fiestas y eventos de Diciembre en la Sierra Norte

Las fiestas por excelencia de Diciembre son Navidad y Fin de Año. Si le sumamos el frío, la cortedad de los días y la despoblación se entenderá que no haya demasiadas fiestas en la Sierra Norte de Guadalajara. Pero hay algunas muy interesantes (si faltase alguna agradecemos que lo indiquéis):

  • Del 8 al 10: Fiesta de la matanza en Tamajón
  • Día 9: Los cencerrones en Cantalojas. Una fiesta recuperada hace bien poco y que muestra el carácter ganadero del pueblo.
  • 10: Las migas de Jadraque
  • 16: Velada navideña en Robleluengo
  • 17: Subida al Pico del Ocejón desde Campillo de Ranas para poner el Belén.

Antaño alrededor de la Navidad y Fin de Año había rondas, petición de aguinaldos, botarga de San Silvestre, Belén Viviente (más moderno, de los años 80),… y el reencuentro de la familia… como ahora… solo que no se produce en el pueblo, salvo honrosas excepciones, como en Puebla de Valles. También en diciembre, la Sierra Norte de Guadalajara es un paraíso a tu alcance.

Lar-ami

Comentarios desactivados en Fiestas y eventos de Diciembre en la Sierra Norte

Archivado bajo Actualidad, Costumbres, Fiestas, Rincones de Guadalajara

La Huerce, un pueblo solidario

La despoblación de los años sesenta fue muy cruel con la Sierra Norte de Guadalajara. Algunos pueblos fueron abandonados y otros estuvieron en riesgo de desaparecer para siempre. Entre ellos La Huerce, que lo evitó gracias a la solidaridad de sus vecinos.

Hasta 1.977 (cuando se instaló el agua en las casas) durante alguno años, los jubilados se turnaban en los duros meses de invierno para que al menos hubiera una o dos familias viviendo y no estuviera el pueblo abandonado y a merced de cualquiera”.

Así lo cuenta el escritor y periodista Pedro Aguilar en un libro entrañable “La Huerce, Historia de un pueblo solidario”, que recoge magistralmente las vivencias de sus vecinos.  Como las bodas, que aquí duraban tres días: víspera, boda y bodilla. El ayuntamiento regalaba una encina comunal y todos los hombres iban un día a hacerla leña para la boda. Otro día iban a por vino a un pueblo vecino (no hay viñas). La víspera los hombres salían de caza (liebres, perdices y conejos) para obtener carne para la boda.

La mañana del evento se desayunaba aguardiente y chocolate. Tras la ceremonia, y antes de comer se bailaba “la redoma” en la que participaban todos. La comida era solo para la familia (paella o algún guiso) y después por la tarde baile (primero en casa de la novia y luego en el concejo); tras la cena más baile. Todos querían bailar con la novia y la madrina; cuando lo hacían daban dinero para los novios, que además recibían como regalo enseres para la casa. Al día siguiente, otra vez baile y se repartía la torta al pueblo.

Nos sentimos afortunados y agradecidos a Pedro por por recoger un trocito de nuestra historia en este libro, así como al Ayuntamiento de La Huerce que lo ha hecho posible. ¡Imprescindible!

Lar-ami

Comentarios desactivados en La Huerce, un pueblo solidario

Archivado bajo Actualidad, Costumbres, Fiestas, Paisajes y lugares, Rincones de Guadalajara