El Cristo de la disputa (leyenda)

Los pueblos de la Sierra Norte de Guadalajara, Pinilla y Torremocha de Jadraque antes eran conocidos por el apellido “de las monjas”. En ambos lugares hubo convento de monjas, siendo vecinos, con el cenobio de Torremocha dependiente de Pinilla. El colectivo Musgaño nos aporta esta preciosa leyenda (gracias).

Dicen que la abadesa de Pinilla ordenó el traslado del Cristo desde cenobio de Torremocha a su convento. Así se hizo y un torremochano, indignado por el hecho, entró de noche en el monasterio de Pinilla, cargó sobre sus espaldas el Cristo (más de 100 kgs) y lo devolvió a su lugar.

Cuentan que tras el suceso, se reunieron religiosas y vecinos de ambos pueblos para buscar una solución aceptada por todos. Dicen que acordaron que el Cristo quedara en Torremocha, pero debían compensar a Pinilla con un verraco.  Dicen que desde entonces a los de Torremocha se les conoce como “robacristos” y a los de Pinilla como “verraquetes”.

Y lo contamos aquí para que no se pierda nuestra memoria. Recuerda que tus comentarios nos enriquecen a todos.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios. Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

1 comentario

Archivado bajo Actualidad, Costumbres y tradiciones, Rincones de la Sierra Norte

Una respuesta a “El Cristo de la disputa (leyenda)

  1. Carlos Tamajon

    Entonces por estos lares hay bastante gente de Torremocha y Pinilla.

    Me gusta