El pleito de Beleña

¡Esto va a ser más largo que el pleito de Beleña! Eso gritan los abogados cuando no ven el final de un juicio. Se refieren a un largo proceso judicial que duró 150 años. En realidad fueron cuatro pleitos, sucesivos,  sobre la propiedad de la villa de Beleñacon diferentes actores:

El marques de Santillana y su esposa Doña Catalina de Figueroa.

  • El primero, a finales del siglo XV, enfrenta a dos nietos del Marqués de Santillana, D. Juan de Mendoza y D. Bernardino Suárez de Mendoza.
  • D. Juan de Mendoza también protagoniza el segundo pleito, frente a un nieto de D. Iñigo López Valdés, por apropiación indebida (el primer marqués de Santillana le arrebató Beleña por la fuerza en la segunda mitad del siglo XV). En 1512 se resuelve y Don Juan queda como propietario.
  • Los hijos de la primera esposa de D. Juan de Mendoza (Doña Beatriz de Zúñiga) pleitean con sus hermanastros (hijos de  Doña Ana de Villagrán) por castillo y villa. El conflicto se resolvió  a favor de los primeros, quedando en poder del Conde de Coruña,  si bien a cambio de compensaciones.
  • El cuarto juicio se plantea poco después de la muerte de Don Juan por un descendiente del primer Señor de Beleña, Don Melende Pérez Valdés, contra el Conde de Coruña. Una enrevesada sucesión de pleitos, apelaciones y reclamaciones de derechos que sus descendientes prolongaron hasta bien entrado el siglo XVII.

Lo cuenta con detalle  el maestro D. Francisco Layna Serrano en su libro “Guadalajara y sus Mendozas”.  Un libro imprescindible para bucear en la Historia de La Ribera.

Lar-ami

Comentarios desactivados en El pleito de Beleña

Archivado bajo Rincones de la Sierra Norte

Los comentarios están cerrados.