La presa de Beleña

Su imagen impacta por lo inesperado: una línea recta, con un leve giro en la margen izquierda del río, justo donde se sitúa el aliviadero. Una presa diferente, de piedra y roca, con forma de surco, laderas pedregosas a ambos lados y carretera de servicio en el lomo. Que para mayor vergüenza de las Administraciones, está cerrada con  barrera en sus extremos, obligando a los vecinos a dar un gran rodeo.

La presa esta ubicada sobre el cañón del Sorbe, a unos cientos de metros de Beleña y del puente árabe que da acceso al pueblo. Estos son algunos datos:090823 presa beleña 1

  •  Altura:                                                57 metros
  • Longitud coronación:                 530 metros
  • Superficie máxima embalse:     245 Has
  • Capacidad almacenaje:                  53 Hms

Su construcción finalizó en 1.982 y destruyó elementos históricos que ya son irrecuperables: 

  • La fuente de Don Sancho, medieval y con aguas para el reumatismo
  • Las ruinas de la ermita de Peñamira, medieval (¿románica?),  junto al río
  • El molino del Tío Puertas, molino y fábrica de luz que abastecía a los pueblos vecinos.
  • Pinturas rupestres de Peña Capón y el Barranco de las Quintillas.
  • Los últimos vestigios de la Casa de Placer destruida en el siglo XVI, que según las crónicas, estaba ubicada entre las fuentes de Doña Urraca y Don Sancho.

090823 presa beleña 2La presa de Beleña proporciona agua a los 300.000 habitantes del Corredor del Henares, incluido Alcalá. El pantano se alimenta del caudal  que Pozo de los Ramos deja escapar y de lo que traen los secos arroyos que vierten al río en este tramo. Por ello en verano el nivel del agua baja de forma escandalosa; en invierno su cola llega hasta Muriel.

Una Mancomunidad de los pueblos afectados gestiona el agua de Beleña y el Canal de Isabel II (Madrid) dirige el Pozo de los Ramos, lo que no deja de ser paradójico. Máxime cuando el Vado recibe agua del pozo de los Ramos a través del canal del Sorbe y sirve directamente a Madrid.

Pero a pesar de esta paradoja (y de otras) hoy sentimos la presa de Beleña nuestra y disfrutamos del paisaje que ha creado a su alrededor. Un paraje hermoso, lleno de contrastes, según el lado del muro al que se mire. 

O se sobrevuele (solo para seres etéreos).

 Lar-ami

Comentarios desactivados en La presa de Beleña

Archivado bajo Rincones de la Sierra Norte

Los comentarios están cerrados.