¡Estamos de boda!

Este viernes Puebla de Valles y sus gentes se van de boda, después de treinta años de espera. Por la tarde y en la iglesia, como antaño. Y con hijos de la tierra, como debe ser.

Cierto que hace cinco años hubo otra boda, pero esta fue civil y se celebró en la Plaza del Olivo Milenario, junto a la fuente. Hoy una pareja de chiquillos corretean por el Calicanto, para alegría de sus abuelos y regocijo de los vecinos.

Pero mañana por la tarde, los hijos del pueblo y los invitados cruzarán la plaza y se agolparán en el porche de la iglesia, restaurada con mimo y euros. El mimo lo pusieron los restauradores (excelente trabajo), los euros la Junta de Castilla La Mancha (los suficientes para que el trabajo lo fuera).

Las chicas del pueblo dedicaron muchas horas la limpieza y el Obispo solo una para la inauguración, que se festejó el pasado sábado.

Por la mañana las jóvenes adornarán la iglesia y la llenará de flores. Luego irán los curiosos (y el Paco) a contemplarla y a tirar unas fotos para el recuerdo. Aunque debo proteger a los invitados que se alojan en mi casa, no me la perderé.

Me hace ilusión la boda, pero mucho más la posibilidad de contemplar como mis protegidos se engalanan y salen a pie de esta casa rural para recorrer los cincuenta metros que los separan de la iglesia.

Mis mejores deseos de felicidad para los novios. ¡Visca el Barça!

Larami

Puebla de Valles nevada

Puebla de Valles nevada

1 comentario

Archivado bajo Costumbres y tradiciones, Fiestas y eventos

Una respuesta a “¡Estamos de boda!

  1. La Voz del Angel

    Larami:
    No solo jovencitas o chicas limpiaron o pusieron flores. Te olvidas de un detalle interesante: durante dos semanas, maduritas y mayores de 70 años, los fijos de la Puebla, limpiaron mañana y tarde entre los albañiles y escombros.
    También ayudaron hombres, incluido el sacerdote que iba todos los días.
    Suerte con tu BLOG.
    Lastima de BETIS

    Me gusta