La Pequeña Muralla China

No es tan espectacular como su hermana mayor pero guarda semejanzas con ella; de ahí su nombre. La carretera GU-161 (de Villares a Zarzuela de Jadraque) baja, curva tras curva, hacia el cauce del rio Cristóbal (seco en verano, no como el Jaramilla), lo cruza por un puente vulgar y remonta hasta el páramo.

En este bajar continuo, la carretera deja a su derecha cercados para ovejas, hechos de pizarra a la vieja usanza (murete-laja-murete) que, según dicen tiene origen prehistórico. La mayoria adaptados al terreno y alguno ¡circular!, una rareza a conservar. Grandes encinas jalonan la pista a ambos lados.

Un precioso puente de pizarra y gneis (junto al actual), una auténtica joya medieval y un pequeño azud que pretendieron (y consiguieron) convertirlo en poza para el baño adorna el entorno. El rio se acerca al puente tranquilo pero pronto se encabrita. Una senda sigue el cañón del Cristóbal, que va a encontrarse con el río Bornova, en un espectacular paraje, la junta de los ríos, de difícil acceso, pero espectacular. Como las vistas.

Otro rincón de la Sierra Norte de Guadalajara, poco conocido pero muy hermoso. Recuerda que tus comentarios nos enrqiuecen a todos.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios. Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares de la Sierra Norte, Rincones de la Sierra Norte

El casco antiguo de Sigüenza

Hay guías magnificas que te lo cuentan casi todo (y si no, lo hace la Oficina de informacion turística); poco más se puede añadir de Sigüenza salvo alguna cosilla que hará tu visita diferente. Entre ellas sus fiestas emblemáticas (jornadas medievales en verano, semana del jazz, Semana Santa, … y multitud de actos culturales). Elije bien la fecha.

Por supuesto no te pierdas la Catedral y la capilla del Doncel. Pero cójete el mapa dedica tiempo a callejear por el casco antiguo y disfruta mientras decides que comer (los asados, exquisitos). El restaurante El Doncel presume de su estrella Michelín y hace honor a ella.

Desde la Plaza Mayor (un aperitivo en las terrazas es un lujo) sube por la calle Mayor hasta el Castillo (hoy parador; entra y tómate algo, merece la pena). Luego baja por la calle Villegas no antes sin visitar las plazuelas de San Juan, la Carcel y Puerta de Hierro. Toma las travesañas, vuelve a subir y baja de nuevo por otra callejuela hasta volver a la plaza (tómate tu tiempo) y repite la operación hasta que te sepas el callejero.

Si aun te quedan ganas, baja hasta la Alameda y relájate tomado algo en una terraza. ¡Ya nos contarás! Acercáte a la ciudad con el tren medieval y así entras en ambiente. Y recuerda que tus comentarios nos enriquecen a todos.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios. Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural, Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares de la Sierra Norte, Rincones de la Sierra Norte

Un plato típico: patatas en calzoncillos

Traida de América por los conquistadores españoles, la patata tardó un siglo en adaptarse al clima europeo, más frío y con días más largos. A comienzos del siglo XVII se extendió por Europa, cuando sus habitantes apreciaron su sabor y comprobaron que eran un excelente alimento, tan nutritivo como los cereales, fácil de cultivar y de mayor productividad. No es extraño pues, que a partir de este siglo, la patata sea un alimento imprescindible de la cocina tradicional de muchos lugares, como en la Sierra Norte.

Preparada de multiples formas, quizás la menos conocida sean estas patatas en calzoncillos. Su origen no está claro, aunque tiene cierta similitud con “las patatas con hunto” gallegas. Cuando los hombres se iban en cuadrilla al campo (a sembrar, segar, …) las mujeres madrugaban y les preparaban este plato, que luego tomaban como almuerzo (a media mañana). Se les llama “en calzoncillos” porque iban “sin vestir” (no llevan carne). Un plato humilde y típico de los pueblos sureños de la Sierra, que está prácticamente desaparecido. La receta es de Puebla de Valles (gracias Marypaz).

Ingredientes: patatas, agua, sal y manteca de cerdo algo rancia (similar al hunto gallego). Las patatas peladas y troceadas se ponen a cocer con agua, sal y manteca de cerdo el tiempo suficiente hasta que estén tiernas y el caldo espeso. Se toman frías o calientes.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios. Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural, Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Costumbres y tradiciones

El clima de la Sierra Norte de Guadalajara

Cortesia ADEL Sierra Norte

El macizo del Pico del Lobo actúa de pantalla de los vientos templados y húmedos del suroeste. Las borrascas que vienen del Atlántico descargan aquí y van perdiendo fuerza hacia el este; cuando llegan a la Sierra de Pila apenas aportan lluvia. En la cumbre se superan los 1.000 mls anuales, y se produce un progresivo descenso hasta la cuenca del rio Salado, donde apenas se alcanza los 400 mls.

El comportamiento térmico en la Sierra ofrece fuertes contrastes. En los meses de invierno, Cantalojas marca la temperatura mínima de la provincia, superando con facilidad los -10º. Las temperaturas medias de enero son inferiores a 2º en las cuencas altas del Jarama y del Sorbe, que van subiendo conforme bajamos hacia el sur hasta alcanzar una temperatura tibia en rañas, campiñas y terrazas fluviales.

El calor sigue una distribución similar a la expuesta para el frío. En verano, los contrastes de temperatura en muchos lugares superan con frecuencia los 20º-25º entre día y noche. En las horas centrales del día se superan los 32º y por la noche bajan de los 12º. Esto explica por qué el aire acondicionado no ha tenido éxito en la comarca y la sugerencia de llevar manga larga por las noches.

En definitiva disfrutamos de un clima continental, con influencias atlánticas y el soplo mediterráneo, matizado por la orografía de la Sierra Norte (agudizado en la altura y templado en los valles). Y presumimos del aire más limpio de Europa (Campisábalos).


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios. Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural, Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

2 comentarios

Archivado bajo Actualidad, Mundo rural, Paisajes y lugares de la Sierra Norte, Rincones de la Sierra Norte

Valdepinillos (La Huerce)

El origen de esta lugar data de la repoblación posterior a la Reconquista (siglos XII-XIII) y pertenecio al Condado de Galve hasta la desaparición de los Señoríos (año 1.834). Poco le duró la autonomía ya que en el censo de 1.857 ya figura incorporado a La Huerce como pedanía, junto a su vecino Umbralejo.

La belleza de su casco urbano que es muy representativo de la zona. El trazado y el sabor rural siguen intactos, actualizados a tiempos actuales (iglesia reformada, plaza de hormigón). A modo de ejemplo, los tejados de pizarra de algunas casas se han vistos sustituidos por tejas negras. Sin ser propiamente negro (aunque Eulalia Castellote si lo considera en su obra magna Arquitectura Negra de Guadalajara), construido con cuarcitas y pizarra en tejados, conserva algunos detalles como lajas entre los muros de piedra, chimeneas, hornos redondos, fragua, casillos,algunos balcones, …que nos recuerdan pueblos muy reconocidos. Una visita resulta muy recomendable.

La belleza de su entorno agreste (hay bonitas rutas a Prado Cerrajo, de 1.780 mts y siguiendo el cauce del Sorbe) y sus encantos son explicados a menudo en las RRSS por un vecino ilustre y senderista empedernido, Jose María Alonso, con el que tenemos pendientes algunas rutas.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios. Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares de la Sierra Norte, Rincones de la Sierra Norte

Lavaderos de la Sierra Norte

El lavadero en los pueblos de la Sierra Norte de Guadalajara era lugar de encuentro de mozas y casadas, vedado a los hombres. Allí se compartían noticias, chanzas y se estrechaban relaciones. Las mujeres procuraban ir cuando lo hacían sus amigas, o elegían el día propicio para averiguar aquello que les interesaba.

Trabajaban muy duro: entre bajar la ropa sucia, lavar con agua fría, restregarla sobre la piedra, tenderla a secar y subirla a casa, se les iba el día. Llevaban de casa jabón, cenizas (para quitar la grasa) y el barreño para calentar el agua y donde sumergían las manos para combatir el frío.  El jabon se hacía con los recortes de grasas, sebo y cortezas. Se ponían en un barreño al fuego, removiendo sin cesar hasta que todo se volvía liquido. Luego se añadía sosa caústica y se continuaba removiendo hasta que la mezcla era homogénea. Se dejaba enfriar y, ya solidificada, se troceaba.

A veces el lavadero era el río (Puebla de Valles, Beleña de Sorbe, …) y/o el arroyo próximo; otras había un lavadero comunal cerca de la fuente (el de El Espinar, de pizarra). En Roblelacasa eran lavaderos individuales de pizarra; cada uno tiene 2-3 cubetas comunicadas entre sí. En algunos lugares (Almiruete, Tortuero) se desvió el arroyo por el casco urbano, canalizado, para que sirviera de lavadero.

Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios.

Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Costumbres y tradiciones, Mundo rural

El Ordial, otro desconocido de la Sierra Norte

El nombre de este pueblo de la Sierra Norte de Guadalajara proviene del latin Hordeum (cebada) y referido a su recolección. Quizás porque, aunque está a 1.200 mts de altura, sus llanos rodean el casco urbano, oculto entre sabinas y carrascas. Es un ejemplo de pueblo serrano al borde de la desaparición, que salvaron sus hijos de la mejor manera posible: reconstruyendo la casa de sus antepasados con los medios que tenían y habitándolas en fin de semana y vacaciones. Aunque el casco urbano ha perdido su fisonomia (calles amplias mezcladas con callejones, casas sueltas y solares), El Ordial sigue vivo. Destaca la iglesia románica de San Sebastián (solo conserva original la portada y la pila bautismal).

Sorprende que en su término esté la pedanía de La Nava de Jadraque (no tiene lindes con El Ordial), un capricho de la reordenacion de los años 70; junto al rio Sorbe se explotaron minas de oro desde el tiempo de los romanos. Ya agotadas, forman parte de un patrimonio que debemos recuperar.

Sus gentes siempre se dedicaron a la ganadería, a la caza y a sus huertos. Celebran las fiestas patronales (San Sebastián) a finales de agosto y San Ramón (en La Nava) el penúltimo fin de semana del mes. Asisten a la romería del Altorey (1er sábado de septiembre). Tiene servicio de bar y alojamiento. (Recuerda que tus comentarios nos enriquecen a todos)


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios.

Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

4 comentarios

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares de la Sierra Norte, Rincones de la Sierra Norte

Hidrografía de la Sierra Norte de Guadalajara

La Geologia ha construido la Sierra Norte de Guadalajara, pero quien vertebra esta singular geografía es el rio Jarama y sus afluentes, que fluyen de norte a sur.

De este a oeste los ríos Dulce, Henares, Salado, Cañamares, Bornova y Sorbe, aportan 430 Hms/año a la cuenca del Tajo. El Lozoya, durante unos pocos kms actúa de límite con Madrid y apenas tiene caudal. Una decena de rios subsidiarios (Berbellido, Jaramilla, Cristóbal, Concha, Palancares, Tiendas, Vallosera, Zarzas, Lillas, …) y cientos de arroyos los alimentan.

Los pantanos de Atance, Pálmaces, Alcorlo, Beleña (agua para el corredor del Henares) y El Vado (para la Comunidad de Madrid), con una capacidad superior a 400 Hms, completan la vertebración del territorio, creando paisajes y ecosistemas desconocidos hasta mediados del siglo XX, convirtiendo la Sierra Norte en un  paraiso (recuerda que tus comentarios nos enriquecen a todos).


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios.

Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Comentarios desactivados en Hidrografía de la Sierra Norte de Guadalajara

Archivado bajo Actualidad, Paisajes y lugares de la Sierra Norte, Rincones de la Sierra Norte

2.018, Fiestas y eventos de Diciembre en la Sierra Norte

Las fiestas por excelencia de Diciembre son La Navidad y Fin de Año. Si a esto le sumamos el frío, la cortedad de los días y la despoblación se entenderá que no haya demasiadas fiestas. Pero algunas son muy interesantes (si faltase alguna agradecemos que lo indiquéis):

Antaño alrededor de la Navidad había Belén Viviente (más moderno, de los años 80), rondas y petición de aguinaldos. En torno a Fin de Año, más rondas, botarga de San Silvestre, … y el reencuentro de la familia … como ahora. La Sierra Norte de Guadalajara es un paraíso a tu alcance.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios.

Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

Comentarios desactivados en 2.018, Fiestas y eventos de Diciembre en la Sierra Norte

Archivado bajo Actualidad, Fiestas y eventos, Rincones de la Sierra Norte

Concierto de Isaac Albéniz en Hiendelaencina

El maestro Tomás Gismera cuenta en su blog “Tierras de Guadalajara” que el genial músico D. Isaac Albéniz y su familia obsequiaron a los vecinos de Hiendelaencina con un concierto, en la Plaza Mayor el 25 julio 1.897. Con permiso de D. Tomás, sea este un breve resumen.

Cortesía Tomás Gismera

La pedagoga Asunción Vela, natural de esta villa y residente en Madrid, trabó una gran amistad con la tambien pedagoga Clementina Albeniz, que casó y enviudó pocos años después de un médico de Alcolea del Pinar, con el que tuvo dos hijos, Victor y Sara.

Clementina, para ganarse la vida, daba clases de música a jóvenes y conciertos de piano; en algunos acompañando a su hermano. Asunción pasaba algunos dias de verano en Hiendelaencina, a veces junto a Clementina con sus hijos, tambien estudiantes de música (Victor tocaba el violín y Sara tenía una excelente voz). Como en esos dias de julio de 1.897, cuando la acompañaba su hermano Isaac.

Cuentra el maestro Tomás que, con motivo de la fiesta de Santiago, se organizó una funcion religiosa en la plaza: Isaac y Celementina al piano, Victor con el violin y Sara a los coros, junto a las hijas de Juan Besabé (hacendado minero), improvisaron un concierto que enalteció al auditorio “especialmente en la Salve que se cantó al final de la misa”.

Sin duda un momento mágico, de esos que salpican nuestra historia y son inolvidables.


Lar-ami, gerente de CR La Vereda de Puebla, entre cárcavas y olivos milenarios.

Todo sobre Actualidad, Costumbres, Fiestas, Mundo Rural y Paisajes y Lugares de la Sierra Norte de Guadalajara.

2 comentarios

Archivado bajo Fiestas y eventos, Rincones de la Sierra Norte